Comienzan a llegar nuevos testimonios de personas que conocían la labor de la fundación Hogar Monserrate que ayuda a niños necesitados en Chocontá (Cundinamarca), hoy  en el ‘ojo del huracán’ por un presunto caso de tortura contra un niño de 9 años. Una mujer de 25 años, quien prefiere ocultar su identidad, le contaron que estudió su primaria en esa institución como externa.

Relató que durante y después de sus estudios vio cómo ponían a los niños a quemar las basuras, a arriar las vacas y cosas que obviamente no tenían que hacer. “Aparte de eso a las monjas les daban donaciones de yogurt y cosas ricas para los niños y ellos vendían esos productos a la gente de la región”.

Agregó que fue testigo de cómo los dueños de las fincas hacían novenas donde les daban regalos a los menores de edad internos y que esos presentes después los ponían a la venta en un almacén de ropa que manejaban dentro de la institución. “Lo sé porque los jefes de mis papás eran unos de los que realizaban estas novenas y nosotros una vez fuimos al almacén y vimos las cosas que estos señores les dieron a los niños a la venta”.

Añadió que cuando asistían al mercado de la hermana conocida como ‘Cata’ una vez esta le dijo a un niño que cargará la carretilla con lo que habían comprado. “Como estaba mi esposo yo me opuse ya que eso no era una trabajo para el niño y por esta razón no me volvieron a vender. Lamento demasiado el no haber hecho algo a tiempo”.

En este lugar un niño, de solo nueve años, dice haber sido torturado en la fundación Hogar Monserrate, ubicada en la vereda Tilatá, del municipio de Chocontá. Según denuncia su familia, su pene fue amarrado con cabellos humanos, era golpeado con ortiga y obligado a aguantar frío en pantaloneta en la madrugada. Pese al duro testimonio este hecho tiene que ser investigado y corroborado a partir de las pruebas y testimonios que se logren.

Por ahora la única versión que se conoce es la de sus familiares. Llegó a este lugar desde el 5 de julio de 2021 sin imaginar lo que le esperaba. La madre del menor había recibido buenas referencias del lugar por parte de una vecina y pensó que allí su hijo iba a poder superar sus problemas de comportamiento y de lenguaje de los que fue diagnosticado en la EPS Famisanar, también que iba a poder avanzar académicamente pues se encontraba algo atrasado para su edad.

El Hogar Monserrate es una institución católica, que dice brindar asistencia, promoción y protección integral a niños y niñas en condición de riesgo o amenaza, a través de la orientación a familias, garantizando el adecuado desarrollo del derecho fundamental a la educación, la vivienda, la alimentación, la salud y el desarrollo integral.

Pretenden ser una institución líder en asistencia, promoción y protección integral de los a partir de la orientación a familias y el acompañamiento cotidiano de los valores evangélicos. Están ubicados en la vereda Tilatá – El Sisga en el municipio de Chocontá (Cundinamarca).

Los medios  intentaron comunicarse con ellos pero, hasta el cierre de esta edición, fue imposible obtener una versión de su parte y aunque en este momento están en el ‘ojo del huracán’ hay también quienes defienden su gestión en favor de los niños que han pasado por este lugar. La última palabra la tendrán los entes investigadores y luego, un juez.

 

Fuente: El Tiempo